f

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit, sed do eiusmod tempor incididunt ut labore. Excepteur sint lorem cupidatat.

Las herramientas que utilizan los profesores para evitar el plagio

Las herramientas que utilizan los profesores para evitar el plagio

 Hoy en día en el que el acceso a la información de forma masiva ha provocado que se produzcan más casos de plagio que nunca, sobre todo en el mundo escolar. La tecnología nos permite cada vez más detectarlos de manera más eficiente y rápida hasta el punto que con tan sólo un par de clicks podemos saber si un escrito está copiado o no. 

 

 Para ello os traemos una serie de herramientas online para profesores y otros profesionales que les permite saber si una obra escrita presenta plagio. Recordemos que el plagio es una falta muy grave que en la mayoría de casos tiene consecuencias muy negativas para el alumno, no sólo en cuanto a reputación sino que pueden conllevar la expulsión del mismo de la escuela o universidad en que estudia.

 

PLAGIARISMA:

 

La más conocida de todas estas herramientas antiplagio es Plagiarisma. Se trata de un software online que realiza búsquedas en miles de bases de datos de Google y Bing para encontrar similitudes en otros documentos publicados con anterioridad.

 

COPYGATOR:

 

Al igual que la anterior, detecta similitudes con otros documentos existentes en Internet con la peculiaridad que también permite detectar si la imagen utilizada es propia o bien de otros sitios web, lo que podría suponer una vulneración de copyright. 

 

PAPER RATER:

 

Paper rater cuenta además con una función bastante curiosa y es que utiliza traducciones automáticas para saber si el documento original está en otro idioma, lo que puede ser de mucha ayuda sobre todo cuando se trata de alumnos bilingües. Como curiosidad también incluye un revisor ortográfico.

 

PLAGIUM:

 

Aunque funciona de una manera similar a las anteriores, cuenta con una sección premium que permite realizar una búsqueda pormenorizada de caracteres similares con un máximo de 5000 letras, lo que puede ser un problema sobre todo ante trabajos de final de carrera que cuentan con más de 20.000 caracteres.

 

MOSS:

 

Y aunque estamos hablando de textos, hay que tener en cuenta los trabajos de ingenieria e informatica / telecomunicaciones cuentan con código interno. Esta herramienta, MOSS, está dedicada precisamente al plagio de código en programas para determinar si éstos ya están publicados o bien parte de su estructura ha sido plagiada.

 

 Y por supuesto y aunque pueda sonar a obvio, lo más fácil si tenemos un texto que consideramos pueda haber sido plagiado es insertarlo en google entre comillas (“ y “), si encontramos un sólo texto duplicado puede ser una casualidad pero si encontramos varias frases calcadas podemos hacernos una idea que se trata de un plagio. 

 

 En el caso de imágenes, con tan sólo hacer click derecho en cualquier imagen y pulsar “buscar imagen en Google” podemos ver los sitios que están utilizando la misma, aunque hay que tener en cuenta que muchas imágenes permiten su uso dentro del ámbito formativo. 

 Por otro lado os recomendamos el Máster en Propiedad Industrial, Intelectual, Competencia y Nuevas Tecnologías de PONS Escuela de Negocios es el complemento perfecto a nivel profesional tanto jurídico como legal para conocer cómo defender los intereses de las empresas contra el plagio, sin duda la mejor herramienta que cualquier empresa puede necesitar.